Usted está aquí: Inicio / Noticias / La DPZ ha acondicionado en 4 años el 6% de sus más de mil kilómetros de carreteras con una inversión de 16 millones de euros

La DPZ ha acondicionado en 4 años el 6% de sus más de mil kilómetros de carreteras con una inversión de 16 millones de euros

El pleno de la institución ha aprobado hoy los proyectos para arreglar otras tres vías provinciales: la que da acceso a Lagata y Samper del Salz, la que une Atea y Used y la que conecta Tosos con la A-1101. Esas actuaciones forman parte de las 9 mejoras planificadas para 2019 y 2020, que tienen un presupuesto de otros 10 millones de euros y permitirán que en seis años se haya arreglado el 10% de la red provincial.

Miércoles, 12/09/2018

El pleno de la Diputación de Zaragoza ha aprobado hoy los proyectos para acondicionar otras tres carreteras provinciales: la que da acceso a Lagata y Samper del Salz (la CV-914); la que une Atea y Used (la CV-204); y la que conecta Tosos con la carretera A-1101 (la CV-102).  Estas tres actuaciones suman un presupuesto de 4,4 millones de euros, se empezarán a ejecutar a lo largo de 2019 y forman parte del programa de inversiones con el que la DPZ va mejorando cada año su red viaria.

“Desde el año 2015, la Diputación de Zaragoza ha acometido el arreglo de  11 tramos de carreteras provinciales que en total suman 43 kilómetros con una inversión total  de casi 10 millones de euros –ha destacado el presidente, Juan Antonio Sánchez Quero–. A esas actuaciones hay que sumarle los 6 proyectos que se están ejecutando actualmente en otros 21 kilómetros de vías y que se terminarán este mismo año, lo que significa que en 4 años la Diputación de Zaragoza va a acondicionar el 6% de sus más de mil kilómetros de carreteras con una inversión próxima a los 16 millones de euros”.

Además, las mejoras planificadas para los años 2019 y 2020 supondrán el arreglo de otros 41 kilómetros con un presupuesto de 10 millones de euros, de forma que en seis años la DPZ habrá acondicionado el 10% de la red viaria provincial.

“Una de los principales objetivos que nos marcamos como equipo de gobierno a comienzos de mandato fue mejorar todo lo posible las carreteras que dependen de la Diputación de Zaragoza, y creo que la cifra de 30 millones de inversión demuestra que efectivamente estamos haciendo un gran esfuerzo”, ha subrayado Sánchez Quero.

El presidente también ha recordado que en el pleno del pasado 31 de julio se aprobaron otros dos proyectos de mejora que se realizarán en los dos próximos años: el acondicionamiento de la carretera de acceso a Calmarza desde Cetina (la CV-685) y la tercera fase del arreglo de la carretera que conecta Monegrillo y Osera (la CV-8).

Las mociones

En el pleno de hoy, que era el ordinario correspondiente al mes de septiembre, se ha aprobado con el apoyo de todos los grupos una moción del grupo En Común por la que la propia Diputación de Zaragoza se compromete a mantener sus carreteras en buen estado “en la medida de sus posibilidades” e insta al Gobierno de Aragón a hacer lo mismo con la red viaria autonómica para atajar el recorte en la siniestralidad vial. Además, el texto insta al Gobierno central a rescatar “con la mayor brevedad posible” las concesiones de las autopistas AP-2 y AP-68 entre Alfajarín y Fraga y entre Alagón y Tudela, respectivamente; a, una vez rescatadas las concesiones, estudiar si es necesario desdoblar la N-II y, en su caso, ejecutar ese proyecto; y a terminar cuanto antes el desdoblamiento de la N-232.

También se ha aprobado por unanimidad una moción del PAR que insta al Ministerio de Transición Ecológica “a la inmediata y urgente ejecución” de la partida presupuestaria de diez millones de euros destinada al “plan de prevención, limpieza, recuperación, mantenimiento y conservación de caminos, cauces y riberas del Ebro en Aragón” e incluida en los presupuestos generales del Estado. El texto insta además al Gobierno de Aragón a que también exija la ejecución de esa partida.

Por el contrario, el pleno ha rechazado dos mociones planteadas por Ciudadanos y por Chunta. La primera proponía que la DPZ promueva un encuentro anual de jóvenes para analizar la lucha contra la despoblación, pero ha sido rechazada por todos los demás grupos –menos el PAR, que se ha abstenido– alegando que existen otros órganos y otras entidades para canalizar este tipo de iniciativas.

Por su parte, la moción de CHA planteaba el apoyo “a una reforma constitucional que desde el pacto permita construir una alternativa (…) que respete el derecho de los pueblos a ser protagonistas de su futuro (…) en clave federal” y respaldaba “una segunda transición (…) que regenere en profundidad el sistema democrático y que avance de forma decidida hacia el reconocimiento (…) de la realidad plural del Estado”. En Común ha votado ha favor y todos los demás grupos, en contra.

archivado en: